Una vez mas tuvimos la oportunidad de ser parte de la historia de esta gran fiesta atlética que se da cada año en la perla del Pacífico, esta vez la aventura comenzó el día jueves 4 de diciembre del año en curso, cuando en Atlacomulco pasaron por nosotros, en un total de 5 autobuses. A pesar del accidente ocurrido pudimos abordar el autobús alrededor de las 9:15 P.M., teniendo como puntos principales, Morelia Michoacán, Guadalajara Jalisco, Acaponeta  Nayarit donde se  localiza un reten fitosanitario donde decomisan frutas y alimentos embutidos, para después llegar a nuestro destino, Mazatlán Sinaloa en un recorrido de mas de 12 horas con una sola parada intermedia.

En punto de las 9:00 A.M. llegamos a el hotel donde nos hospedaríamos el Costa de Oro ubicado dentro de la zona hotelera considerada VIP y dentro de la zona dorada de Mazatlán a unas  cuantas cuadradas del bellísimo Malecón, asignadas nuestras habitaciones, cada uno de nosotros se dispuso a ir a le entrega de paquetes junto al Estadio de Beisbol de los Venados. Teníamos de las 10:00 A.M. hasta las 20:00P.M. para esto. Ahí en la zona de registro se vivía una verdadera fiesta y se empezaba ya sentir un poco la humedad que nos esperaría y calor a los que participaríamos en cualquier día sábado o domingo en las diferentes distancias que  tienen este evento.

El día sábado en punto de las 6:30 A.M. se dio inicio con la prueba de silla de ruedas, muletas y ciegos en los 10 kilómetros, des pues a las 6:45 A.M.  la prueba general de los 5 y 10 kilómetros general, también hubo carreras de niños en 1 y 2 kilómetros, 2 kilómetros de la mujer Mazatleca, para que posteriormente algo que sirvió como preámbulo a lo que nos esperaba hubo en esta ocasión una carrera de botargas de 150 metros, la cual vino a darle el toque de alegría a esta justa deportiva, para que a su termino se diera la carrera de 5 kilómetros Elite femenil a las 9:00 A.M., teniendo participantes de Kenia, Marruecos, Estados Unidos, Bélgica, entre otros destacando entre las mexicanas Dulce María Rodríguez, orgullosa representante del Estado de México, y digna acreedora la segundo lugar en esta prueba. En los varones también destacaban los participantes de Kenia, un Marroquí y un Europeo todos  con experiencia en juegos olímpicos.

Sobra decir que ambas pruebas estuvieron muy reñidas, ya que el ritmo que imponen los Kenianos es verdaderamente impresionante,  tanto en hombres como en mujeres, pero esta vez en la rama varonil casualmente no ganaron los Kenianos sino un representante de Marruecos.

En la noche como es costumbre asistimos a la cena de carbohidratos, a la par se presentaba el desfile de las postulantes a reinas y el gran espectáculo dl Festival de la Luz en el Malecón, teniendo un pequeño retraso, aún así lucio de maravilla 15 minutos de fuegos pirotécnicos y de deleite de la gente, la cual esperaba con ansia este momento, desde niños pequeños, jóvenes, adultos y adultos mayores, para mayor lucidez del mismo se apagaron las luces de la Avenida Sábalo, teniendo también un espectáculo de rayo laser y de mudo testigo el mar, que lucia imponente con sus grandes olas.

El día domingo solo había prueba de silla de ruedas, muletas y ciegos en Medio Maratón (21 k) a las 6:15 de la mañana y a las 6:30 hrs. comenzó la general de 21 k y 42 k, conocidas estas pruebas  como medio maratón y maratón. Así que para poder estar a tiempo tuvimos que levantarnos alrededor de las 4:30 de la mañana para alistar nuestras cosas y tomar el autobús que nos conduciría a un  la do del Estadio de Beisbol donde estaba ubicada la salida  y meta. Debido al cierre de la avenida Sábalo tuvimos que entrar por la zona residencial ubicada en la zona Dorada lo cual retraso un poco nuestra llegada.Después de estirar, calentar y dejar las cosas en paquetería nos dispusimos a entrar a la zona de arranque, todos lucían una gran sonrisa, algunos de nervios otros de alegría, pero todos estaban ahí con la ilusión de afrontar el reto en alguna de las dos distancias y terminarlo  dando cada uno su mejor esfuerzo.

La mañana lucia fresca y nublada, todo parecía indicar que si se podían mejorar nuestros tiempos y desempeño, pero poco a poco la humedad se dejo sentir al máximo y muchos tuvieron que paga factura ante este hecho climático. Afortunadamente para los que corrimos el medio maratón si nos beneficio un poco que no hubiera sol y generara calor. El recorrido del medio y maratón es impresionante con salida y meta en el Estadio de Beisbol abarcando los siguientes puntos: la Escuela de Marinos, Playa Brujas, Monumento al Pescador y la Bahía Olas Altas.

Esta vez solo corrí el medio maratón y tuve la oportunidad que en el kilometro 17 me alcanzaran los del maratón una contingente de 6 kenianos y 1 mexicano, así que decidí correr  un poco a su lado y a su ritmo, de estos atletas de alto rendimiento, pero solo pude aguantar unos 100 metros al lado de ellos, por  el ritmo impresionante que traían y yo sinceramente solo participaba en esta prueba como entrenamiento para el verdadero reto que se aproxima, así si que decidí aflojar un poco el paso.

Llegando a la meta el recibimiento de la gente que ahí se encontraba fue fenomenal, aplausos, gritos, porras y demás cosas, apoyando a todos  los competidores, para después pasar a la zona de recuperación, donde se nos brindo agua, gatorade, yogurt, plátanos, naranjas, devolvimos el chip y nos entregaron nuestra medalla de finalista. Quedando esta como prueba de que el objetivo se cumplió, así como el certificado otorgado.

Después de terminada la aventura de regreso a el hotel a empacar las cosas, bañarse, comer y dar la última vuelta a este lugar bellísimo, emprendiendo nuestro regreso a las 16:00 horas tiempo del Centro ya que allá existe una hora de diferencia con respecto a este horario.

Un reconocimiento especial y una enorme felicitación a todos los que terminaron la prueba de la maratón, por que medio maratón (21 k) son solo para calentar.

Cabe mencionar que este evento es parte de la Association of International Marathons and Distance Races AIMS y también pertenece a la IAAF Global Athletics.

 

Y nos vemos en el próximo reto El Maratón Powerade en Monterrey Nuevo León este 13 de diciembre.